¡EL FUTURO SOÑADO POR RAYO ES HOY UNA REALIDAD!

Hace 38 años dos románticos soñadores abrían las puertas de un gran Museo de arte contemporáneo en un pueblito perdido en las faldas de la cordillera occidental en el departamento del Valle del Cauca. Seguramente muchos los tildaron de locos, porque no es usual encontrar respaldo para quienes tienen la virtud de soñar en grande.

El fenómeno sucedía en Roldanillo y los soñadores eran nada menos que el Maestro Omar Rayo, y su señora, la poeta Águeda Pizarro. El Maestro Rayo es hijo de la tierra, nació y se crio en medio de la belleza de ese paisaje vallecaucano; y aunque tuvo oportunidades de viajar, vivir y de establecerse en otras latitudes, siempre se mantuvo inspirado y pegado a lo suyo. Rayo consiguió que el municipio le donará el terreno. El arquitecto mexicano Leopoldo Gout interpretando sus deseos, e inspirado en la arquitectura maya, realizó el diseño; y se juntaron los astros para conseguir los recursos para su construcción; el pueblo entero se unió a ese propósito entre mingas y bazares. En el 76, se puso la primera piedra. El 20 de enero de 1981 el Museo completamente terminado y cumpliendo con los estándares internacionales se inauguró para el público.

Omar Rayo llegó a este mundo un 20 de enero. Corría el año de 1928. Así las cosas, el Maestro nace dos veces: el día que ve por primera vez la luz radiante de su natal Roldanillo, y el día que su sueño más preciado se vuelve realidad.

Después de su muerte, el Museo es presidido por la poeta; una mujer excepcional, que ha hecho del Museo Rayo de Roldanillo en muy pocos años, uno de los espacios más importantes para el arte contemporáneo en Colombia.  Se ha sabido rodear de un equipo entusiasta y conocedor. En la dirección Juan José Madrid, y en la curaduría Miguel González; mejor imposible. No solo es un espacio con una oferta de exposiciones de la más alta factura, sino un verdadero centro cultural para el municipio y para el departamento

El Museo resguarda, conserva y exhibe la extensa y magnífica obra de su fundador. La cual rota cada seis meses y eso permite explorar sus diversas facetas. Cuenta con una sala museo taller del Intaglio, un taller de formación artística, y una sala de lectura infantil. Su colección de artistas latinoamericanos es muy representativa. Realiza actividades todo el año destacándose el encuentro de Mujeres Poetas que se viene celebrando por espacio de 35 años.

El 20 de enero pasado conmemorado los 38 años de existencia del Museo, y el cumpleaños número 91 del Maestro, fuimos testigos de todo lo que le ha significado a Roldanillo contar con ese esplendido lugar. Hoy, es visita obligada para quienes viven en el Valle del Cauca, o y para los amantes de las artes. Inauguró este 2019 con obras de Omar Rayo de la década de los 40, además con una bellísima exposición de Édgar Negret. Otra sala alberga a la artista Vicky Neumann y la Obra Huésped es “sinfonía en azul” de Arcangélo Ianelli artista brasilero contemporáneo de Rayo y Negret.

El Museo Rayo es un espacio vivo en permanente evolución, un sueño hecho realidad, a la altura de los buenos museos que tiene Colombia, un espacio que arriesga, conserva y propone, como pocos.

Fuente imagen: www.elpais.com.co

* Las opiniones expresadas en este espacio de deliberación, pertenecen a los columnistas y no reflejan la opinión ni el pensamiento de la organización Consorcio Ciudadano.

Deja un Comentario